BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
domingo , febrero 17 2019
Inicio / Cultura Y Espectáculos / Quinteto Negro La Boca / Tangos libertarios

Quinteto Negro La Boca / Tangos libertarios

Por GUILLERMO QUIROGA *

A poco más de un siglo del nacimiento del tango, una de las preguntas frecuentes suele ser si dicho género está muerto, agonizante o tiene posibilidades de renovación. A veces, para evitar discusiones bizantinas, lo más efectivo suele ser citar un ejemplo. Y creo que el último disco del Quinteto Negro La Boca es, en este caso, mucho más que un botón de muestra.

La banda liderada por Pablo Bernaba editó su primer disco (Tango contaminado) en 2010 y, si bien el repertorio elegido estaba compuesto, mayoritariamente, por obras tradicionales, ya aparecían dos temas propios que marcaban un camino que, con el paso del tiempo, se iba aprofundizar: “Tango para Guevara” (instrumental) y “Maradoneando”.

En el segundo disco, “Album negro” (2011), además de tangos clásicos, pero siempre con arreglos originales, se encuentran temas como “El detalle” (con una intro de Martín Otaño), “Triple crimen” (de Bernaba y Guyot) -a esta altura, un clásico del quinteto- y dos temas con letras de Osvaldo Bayer: “Severino” y “Patagonia rebelde”, temas que serían la génesis de una sociedad (Bayer + QNLB) que fructificaría en el tercer disco de la agrupación.

Y aquí llegamos al ejemplo del que hablaba al principio: “Tangos libertarios” (2015) es, entre muchas otras cosas, la manifestación cabal de que el tango está más vivo que nunca. Es una obra conceptual, que nos habla de las luchas obreras, del anarquismo y de los héroes y mártires de aquellas primeras décadas del siglo XX, décadas que también coincidieron con el nacimiento del tango canción. Osvaldo Bayer (conocedor como nadie de esa historia nuestra silenciada durante tantos años) y Pablo Bernaba y su quinteto, rescatan del olvido a los fusilados de la patagonia trágica, a Severino Di Giovanni, a las putas de San Julián (que dignamente se negaron a mantener relaciones con los milicos asesinos), a Simón Radowitzky, a América Scarfó (la joven amante de Severino y hermana de Paulino Scarfó, también fusilado por anarquista), al gaucho Facón Grande y a tantos otros que lucharon por un mundo mejor.

“Tangos libertarios” es un disco indispensable que, además de permitirnos disfrutar de la madurez instrumental y poética del Quinteto Negro La Boca, reafirma que el tango es una posibilidad infinita y que, si buscamos con paciencia y salimos del circuito comercial y for export, encontraremos esas joyas que están esperando ser halladas. Además, este disco confirma que no hace falta hablar de temas nuevos para sonar “moderno”, que el tango puede expresarnos a los argentinos de hoy, aun contando historias ocurridas hace cien años.

Mención aparte merecen los invitados que participaron del disco (algunos de ellos, habituales colaboradores del QNLB): Rep, creador del arte de tapa y del estupendo póster que acompaña al cd (La huída de Di Giovanni) y músicos y cantantes de la talla de Hernán Fernández, Malena D’Alessio, Lucas Furno, Pablo Agri, Natalí Di Vincenzo, Dema, Pablo Agri, Rodrigo Perelsztein, “Cholo” Castelo (Quiero 24), Limón García, Andrés Vázquez (Falta y Resto) y la Orquesta Típica Pedro Laurenz, dirigida por Agustín Guerrero, entre otros.

Para finalizar, me gustaría transcribir las palabras de Osvaldo Bayer que prologan estos “Tangos libertarios”:

Tango y anarquía.
Música para los ideales.
Igualdad en libertad.
Cantar a la madre pobre y soltera del barrio, al niño con hambre,
al obrero preso.
El canto y el baile como protesta.
La palabra.
La música.
La poesía para cantar el derecho al trabajo, al amor, a la familia,
a la compañera de vida y a los ideales.
Fraternidad… Todos los hombres somos hermanos,
por eso no puede haber pobres ni ricos.
El barrio, el baile en la calle,
la caricia del arte contra la explotación del hombre por el hombre.
Tangos anarquistas.
La voz del pueblo.
Los mártires de la lucha cantados por las obreritas.
La protesta en las calles, el dolor de la derrota, pero los ideales.
Poner el pecho por los demás, por un pan digno para todos
y flores para el futuro.

* Queda la Palabra – Radio Gráfica / La Señal Medios

Comentarios

comentarios

Visite también

FRENTE A LA CAMPAÑA BUITRE / Wim Wenders, sobre el Papa Francisco

Por EMILIO RANZATO *   El Papa Francisco: un hombre de Palabra, el documental sobre ...