BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
domingo , julio 21 2019
Inicio / Deportes / LIVERPOOL

LIVERPOOL

Por NESTOR MIGUEL GOROJOVSKY *

La barra del Liverpool es como esa hinchada de Nueva Chicago que desafiaba a la policía en plena dictadura oligárquico-imperialista. Demonizada por el miserable sentido común pequeñoburgués que entronizó a la siniestra Margaret Thatcher en el poder, esa hinchada es la voz en los estadios del proletariado inglés.

Agréguese que, históricamente, Liverpool ha sido siempre la más «irlandesa» de las grandes ciudades de Inglaterra, aunque más no sea porque es la más próxima a Dublín.

Pero no es para hablar de sociología que hago este posteo sino para hacer notar otra cosa. Para los chichipíos que suponen que la prensa imperialista hizo alguna vez «periodismo», valga recordar que en abril de 1989 una avalancha humana aplastó en la cancha de Hillsborough, en Sheffield, a 96 aficionados al Liverpool FC y los medios acusaron a la hinchada de ese equipo, furiosamente antithatcherista, de haber provocado su propia muerte.

Liverpool había sido hundida en la desesperación más cruel por el neoliberalismo de la Thatcher, y ese tratamiento mediático no hizo más que remachar la mala fama que la burguesía imperialista británica achacó a la gran ciudad proletaria y portuaria del Norte de Inglaterra. La culparon de su propia tragedia con una adjetivación muy reminiscente de la ola de excrementos que tira la oligarquía, cada vez que puede, sobre la reputación del pueblo argentino y sus líderes.

Pero resultó que «una investigación en 1990 demostró que los fans no fueron quienes ocasionaron la tragedia sino la falta de control policial, tanto en el momento en el que la grada se llenó demasiado de fans, como cuando ocurrió la tragedia, ya que en un primer momento los policías no acudieron al rescate pensando que se trataba de una invasión de campo».

Para colmo, «en los años posteriores, y con el consentimiento implícito de la derecha Tory que mandaba en ese momento, se encubrió y protegió a la policía de South Yorkshire, famosa por ser de las más brutales en la represión de la más grande huelga de mineros de 1984-85.»

Ahí tenés a la escoria cambiemita en acción, en el Reino Unido, al servicio de los archienemigos de la Argentina, los criminales de guerra que hundieron al Belgrano, los ladrones que quieren quedarse con la mitad del territorio argentino desde su base pirática de las Malvinas.

 

  • Analista internacional / Télam / La Señal Medios

Comentarios

comentarios

Visite también

BIELSA / Soltar los pájaros

Por KURT LUTMAN * A Marcelo Bielsa lo conocí allá por el año 1985. Él ...