BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
miércoles , diciembre 19 2018
Inicio / Política / NUESTRA HISTORIA / Hacia el Comité Central Confederal

NUESTRA HISTORIA / Hacia el Comité Central Confederal

Por HÉCTOR AMICHETTI *

 

El salón de la CGT lleva el nombre de Felipe Vallese.

Primer militante detenido-desaparecido de nuestro Movimiento Obrero y Peronista.

Fue hace exactamente 55 años, el 23 de agosto de 1962, lo secuestró la policía de Buenos Aires en un procedimiento ilegal.

Desde entonces y para siempre, nació un clamor que sigue aún vivo: “Un grito que estremece, Vallese no aparece”.

Fue y seguirá siendo eternamente para los peronistas bandera de resistencia porque representa la lucha inclaudicable en defensa de nuestros ideales.

Ese mismo año, pocos meses antes de esa trágica jornada, una lista encabezada por la mejor representación de la clase trabajadora argentina, había triunfado en las elecciones de la provincia de Buenos Aires con Perón en el exilio y bajo el nombre alternativo de Unión Popular.

Fue un verdadero golpe a la soberbia militar, el presidente Frondizi fue derrocado, nuestro querido compañero Andrés Framini nunca pudo asumir el cargo de gobernador.

La oligarquía desencajada vuelve a prohibir la propaganda peronista… ¡Nada de fotografías de Perón y Evita! ¡Prohibido mencionar sus nombres! ¡Qué no se oiga la marcha!

¡Prohibidos, perseguidos! como fue antes, como sería después.

Días previos al secuestro de Felipe, la CGT inicia una huelga general de 48 horas.

La confrontación se hace inevitable, con el proyecto de la oligarquía no se negocia.

MEDIO SIGLO DESPUES, HISTORIA CONOCIDA

Dentro de un mes se reúne el Comité Central Confederal de la CGT en el salón que lleva el nombre de Felipe Vallese.

Ayer Felipe, hoy Santiago, detenidos-desaparecidos en procedimientos ilegales de los cuáles el Estado debe hacerse responsable.

Las enormes imágenes de Perón y Evita observarán la conducta de los representantes del movimiento obrero desde ambos costados del escenario.

La oligarquía, ahora con disfraz democrático, vuelve a perseguir al Peronismo, busca debilitar sus organizaciones, dinamitar los ideales del Movimiento, seducir como en otras oportunidades a los serviles acomodaticios,

Pretende retrotaer 70 años años la historia, anular la dignificación laboral y social del pueblo argentino, destruir la industria nacional, entregar nuestra soberanía.

Rendir incondicionalmente el Trabajo al Capital.

Con el proyecto de la oligarquía no se negocia, se lo confronta.

Honremos nuestra historia.

 

* Secretario General Federación Gráfica Bonaerense / Corriente Federal de Trabajadores / La Señal Medios

Comentarios

comentarios

Visite también

TRES AÑOS / La matriz, en juego

por LA SEÑAL MEDIOS *   Como el eje informativo aparece desmañado en temas muy ...