BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
martes , marzo 19 2019
Inicio / Política / Datos reservados e interrogantes filosos

Datos reservados e interrogantes filosos

Por Gabriel Fernández *
Vamos con algunos detalles de interés. Cinco encuestas que hemos recibido sostienen que el Frente para la Victoria está posicionado para vencer en la primera vuelta. Empero, las mismas hablan de una distancia del 10 por ciento sobre el PRO, inmediato perseguidor. Entonces, la noticia es buena, pero la perspectiva, ajustada.Eso nos impone una prevención inicial. Dada la experiencia tucumana, resulta pertinente ahuyentar las propagandas que agitan el fantasma del fraude. Si la distancia en discusión involucra uno o dos puntos, ese será el foco de aquellos espacios opositores que, coordinados conceptualmente por el diario La Nación, intentarán desacreditar el comicio.

Resulta trascendente cerrar los caminos de quienes pretenden menoscabar la más potente herramienta popular de los tiempos recientes: el voto. Un esquema electoral afiatado, con fiscales y jefes de mesa experimentados, con una Comisión Electoral que ha procedido de modo transparente, no merece el ataque de quienes claman democracia… a menos que los guarismos resulten impiadosos.

Vale comentar con una sonrisa tenue el incendio interior del macrismo. Algunas fuentes amarillas están haciendo circular que el caso Fernando Niembro se destapó por informaciones que filtraron Cristian Ritondo y Diego Santilli. ¿El objetivo? Manifestar su desacuerdo con el reparto interno y condicionar a Mauricio en sus decisiones. Claro que el resultado fue más allá de ciertos cálculos.

Sin embargo, también hay dilemas propios para el FPV. Toda una región de votantes potenciales siguen vacilando acerca de la perspectiva de sufragar por el candidato Daniel Scioli, y la presencia en la fórmula de Carlos Zannini no parece suficiente para convencerlos. Eso explica la distancia entre los sondeos que hablan de la popularidad de la jefa de Estado Cristina Kirchner y la intención de voto para el mandatario bonaerense.

Pero no es poco lo que se puede hacer al respecto, aunque falten apenas tres semanas para la contienda ejecutiva. Se va tornando imprescindible que La Cámpora deje de lado posturas rígidas y participe de la campaña del FPV. El mismo enunciado parece contradictorio, pero es así. Y, de algún modo, La Argentina en tanto agrupamiento naranja, debe responder contenedoramente a esas ausencias.

Es curioso, en ese marco, que varios kirchneristas autoconsiderados duros, hayan cuestionado severamente a Emilio Pérsico, Luis D`Elía y otros referentes, por aproximarse nítidamente a Scioli en plena campaña. Los voceros de estos últimos nos precisaron: “¿Qué había que hacer en una campaña presidencial? ¿Dejar sólo al candidato?”. Es claro que tampoco ayuda la difusión a diestra y siniestra, sin corroboración, de aspirantes a ocupar ministerios.

De algún modo, en esa zona que componen las adyacencias camporistas, aquellos que respaldaron la última década por logros en derechos cívicos, y segmentos que evalúan el kirchnerismo como un no – peronismo de proyección socialista, se encuentran los votos ausentes. Esos que podrían ayudar a consolidar una victoria que se ve venir, pero que ante el hostigamiento del establishment, exige contundencia.

No deja de ser curioso el faltante de un aspecto comprensivo que hoy emerge cual necesidad para las definiciones inmediatas: con un gobierno surgido de un movimiento nacional popular es posible debatir, recordar deudas pendientes, proponer mejoras; con un gobierno liberal conservador manado de un voto antipopular, poco habrá para discutir y mucho para contrastar, resistir.

En las capas populares la continuidad de una gestión nacional – popular al frente del Estado, que garantice las conquistas sociales, es determinante para su vida misma en los próximos años. Puede que semejante perspectiva importe poco a militantes de franjas medias que acumularon resto para pasar a la oposición. La base histórica entiende este desafío; los responsables del variado espacio progresista, que hasta ahora comprendieron el panorama, ¿lo admitirán?

A tres semanas de las elecciones, estas preguntas, que en otro momento pueden pasar como indagatorias teóricas, han pasado a convertirse en elementos prácticos de la acción política. Para pensar, y en tanto resulte posible, para resolver.

* Director La Señal Medios / Area Periodística Radio Gráfica

Comentarios

comentarios

Visite también

FUENTES SEGURAS V / Macri frenó su caída en la tapa del diario La Nación, mientras su imagen se deteriora en el resto del mundo

Por GABRIEL FERNÁNDEZ *   Interesante semana la que se encuentra en curso. Canaliza situaciones ...